Seleccionar página

La Federación de Sanidad y Sectores Sociosanitarios de CCOO (FSS-CCOO) y la plataforma de Enfermeros Especialistas sin título oficial (EESTOS) han firmado un acuerdo para desarrollar acciones conjuntas mediante las que exigir a la Administración pública la modificación del Real Decreto 450/2005, de 22 de abril, sobre especialidades de Enfermería. Desde el año 2005, fecha en la que se aprobó dicha norma, sigue sin desarrollarse la especialidad Médico-Quirúrgica, según se han denunciado en un comunicado.

Según CCOO, “esta situación ha generado que un importante número de profesionales de Enfermería sigan desarrollando sus funciones en puestos de trabajo susceptibles de ser cubiertos por especialistas en Enfermería, generando de nuevo derechos y expectativas que actualmente no pueden ser reconocidas”. En muchos casos, existen profesionales que cumplirían los criterios previstos en la Disposición transitoria segunda Acceso excepcional al título de Especialista, si se generase una nueva vía de acceso excepcional. Incluso algunos realizan en muchas ocasiones las tutorías del personal residente de Enfermería, tal y como recogen en el comunicado. Así lo entienden ambas organizaciones, que exigen al Ministerio de Sanidad y al de Educación “una salida a la situación actual” para ello proponen una serie de acciones.

La primera de ellas sería desarrollar un Real Decreto Ley, excepcional, a las especialidades de Enfermería. Por un lado, la especialidad de Enfermería Familiar y Comunitaria debería volver a abrir un proceso para que los profesionales que cumplan con los requisitos legales pudieran iniciar el proceso. En el caso de la especialidad Médico-Quirúrgica, o aquella que se proponga, deberían desarrollarse cuanto antes los contenidos formativos, y antes del año 2020 celebrarse la prueba excepcional. Antes de finalizar el año 2020 deberá resolverse la evaluación, según se recoge en el comunicado.

En referencia al resto de espcialidades, como Salud Mental, Pediatría o Geriatría, que ya han culminado el proceso descrito en la disposición adicional segunda y si coincide con la apertura del plazo para la presentación de solicitudes descrita en el apartado anterior para la especialidad de Enfermería Familiar y Comunitaria, FSS-CCOO y EESTOS piden que se amplíe un nuevo plazo para presentar solicitudes para quienes en esta fecha cumplan los requisitos.

En todos los casos se incide en la “necesidad inmediata de su reconocimiento en el conjunto del Estado y la definición de los puestos de trabajo que deben ser ocupados por las plazas de especialista en todos los puestos definidos por la especialidad (Salud Mental, Familiar y  Comunitaria, Trabajo, Pediatría, Geriatría, Obstétrico-Ginecológica y aquella que se defina en el espacio definido para la especialidad Médico-Quirúrgica o la que se acuerde finalmente)”.

Por último, el comunicado recoge que debería desarrollarse cuanto antes los contenidos formativos de las especialidades pendientes y antes del año 2020 se debería celebrar la prueba excepcional para que aquellos profesionales de Enfermería que reúnan los requisitos puedan presentarse; y también antes de finalizar 2020 debería resolverse la evaluación.

FSS-CCOO se ha comprometido a elevar al ámbito de negociación las propuestas contenidas en este acuerdo y ha especificado que, de no obtener respuesta del Ministerio, promoverá “reuniones con todos los partidos políticos para que se pueda presentar una proposición no de ley que dé una solución a la actual situación”. Asimismo, ambas organizaciones se han comprometido a coordinar las actuaciones “necesarias para conseguir dar una respuesta adecuada a la actual situación.