Seleccionar página

14 organizaciones, entre ellas el Consejo General de Enfermería y el Sindicato de Enfermería, SATSE, han reclamado al Gobierno una norma que asegure la protección de la salud de los profesionales sanitarios que utilizan y manipulan medicamentos peligrosos. En un manifiesto registrado en el Congreso de los Diputados se recuerda que la utilización de estos medicamentos no ha parado de crecer en los últimos años, con el consiguiente riesgo para los profesionales sanitarios y también para los pacientes.

Las organizaciones firmantes del manifiesto reclaman al Ministerio de Trabajo el desarrollo de una norma de ámbito estatal que asegure la protección, así como campañas de información sobre la misma en los centros, y suficientes recursos de inspección para asegurar que se está cumpliendo.

Asimismo, al Ministerio de Sanidad se le pide un estudio sobre la situación actual de los centros sanitarios y sociosanitarios españoles en materia de protección a los profesionales y pacientes a la exposición a medicamentos peligrosos, y el desarrollo de una guía nacional en materia de protección a trabajadores y pacientes que complemente la norma y se convierta en protocolo de obligado cumplimiento en todos los centros.

También se reclama que se asegure, dentro del Consejo Interterritorial del SNS, que en todas las comunidades autónomas se cuenta con los mismos recursos disponibles para la protección de los profesionales y los pacientes, y el desarrollo de un sistema de vigilancia sobre los niveles de contaminación de medicamentos peligrosos existentes en los centros sanitarios, tanto en las áreas de farmacia como en las de preparación y administración de medicamentos.